RIFADOS: CIUDAD ALEMANA INSTALA REFUGIOS MÓVILES PARA PERSONAS EN SITUACIÓN DE CALLE

Actualizado: feb 1



Ulmer Nest es la organización que está llevando a cabo esta iniciativa desde hace un año con la aprobación del gobierno de Ulm en Alemania.





El 2020 ya se fue, pero el invierno todavía se queda un par de meses más en el mundo. Y si bien algunos tienen el privilegio de mantenerse en casa ante el frío vendaval de la temporada, hay personas que desafortunadamente no tienen un techo donde resguardarse. Por ello, llama la atención una gran iniciativa que se lleva a cabo en Alemania, precisamente en la ciudad de Ulm en la cercanías de Múnich. El gobierno local y una empresa comenzaron a instalar una especie de cápsulas diseñadas para que las personas en situación de calle puedan pasar la noche ante las heladas nocturnas que asedian ahí.



Ulmer Nest ayuda a los más necesitados


La ciudad de Ulm, como la mayoría del territorio alemán, se caracteriza por su clima gélido que en estos meses invernales ve caer tremendas nevadas en las vialidades y es la gente sin hogar quienes evidentemente recienten más los estragos del momento. Es por eso que Ulmer Nest se ha dispuesto una vez más a ayudar a quien más lo necesita. En los recientes días, la organización comenzó a colocar sus cápsulas en distintos parques y puntos estratégicos para que sean ocupadas por quien desee. Tal como señala Europa Press, estos refugios ‘futuristas’ están hechos de madera y acero, por lo que proporcionan buena protección para sus usuarios.

Dichos artefactos permiten el acceso de aire, proveen a la persona de un clima cálido dentro y tienen un servicio de red de radio para quienes deseen mantener comunicación. Las cabinas, además, tienen un sensor de movimiento que avisa al personal de Ulmer Nest si se ha desocupado el sitio para poder limpiar el lugar. Y no hay límite de uso: las personas pueden resguardarse cuantas veces sea sin problema.

Las mentes detrás del proyecto

De hecho, este proyecto ya es un poco más antiguo de lo que parece. Las cápsulas Ulmer Nest fueron diseñadas e implementadas por primera vez hace poco más de dos años. Todo comenzó a partir de la iniciativa de la empresa de diseño Bootschaft y el conglomerado tecnológico Widerstand und Söhne, las cuales presentaron su producto en 2018 al gobierno local de Ulm. Posteriormente, tras algunas pruebas, en el invierno de 2019-2020 se instalaron las primeras cápsulas durante aquella época y resultaron un rotundo éxito, recibiendo una buena recepción de parte de la comunidad de la ciudad y la gente que las pudo utilizar. Para el invierno de 2020-2021, estos refugios móviles tardaron un poco más en instalarse debido a la pandemia, pero durante los primeros días de enero comenzaron a distribuirse para ponerlas al servicio de la comunidad. Gran servicio ¿no lo creen?