top of page

Si no les dan el cuerpo, significa que hay algo que ocultar": las dudas por la negativa de las autoridades rusas a entregar los restos de Navalny a su familia

Más de 72 horas después de que se anunciara la muerte del opositor ruso Alexei Navalny en una prisión rusa, su cuerpo no ha sido entregado a sus familiares.

La madre y los abogados del activista acudieron este lunes por la mañana a la morgue de la localidad de Salekhard, pero no obtuvieron respuesta.

Expertos médicos consultados creen que cuanto más tarden las autoridades rusas en realizar la autopsia al cuerpo de Navalny, menos creíble es la versión de que murió por causas naturales.

"No los dejan entrar. A uno de los abogados lo echaron literalmente a empujones. Cuando preguntan si el cuerpo de Alexei está allí, el personal no responde", dijo la portavoz de Navalny, Kira Yarmysh, sobre el intento de la madre del político de entrar en la morgue. El Comité de Investigación les comunicó que la verificación de la muerte de Navalny se había prolongado. "No se sabe cuánto tiempo durará. La causa de la muerte sigue siendo 'no establecida'. Mienten, ganan tiempo y ni siquiera lo ocultan", escribió Yarmysh en X.

Más tarde, Yarmysh dijo en otro mensaje en la red social X que los investigadores les dijeron que "el cuerpo será sometido a algún tipo de 'examen químico' durante otros 14 días".

Que el cuerpo de Navalny probablemente está en la morgue de Salekhard quedó confirmado por las cámaras del cruce de las localidades de Labytnangi y Salekhard, la única ruta terrestre para llegar desde la colonia de Kharp hasta el centro del distrito (en verano hay un transbordador que cruza el río, y en invierno hay un paso sobre hielo).

El diario Mediazona encontró en estos vídeos una caravana de cuatro automóviles, incluido un coche del Servicio Penitenciario Federal, que cruzaba el río Ob por el paso de hielo en dirección a Salekhard.

Dado que esto tuvo lugar en la medianoche del 16 al 17 de febrero, los periodistas del periódico suponen que fue este convoy el que llevó el cuerpo de Navalny hacia Salekhard desde la colonia penal IK-3, donde cumplía condena, para ocultar deliberadamente el cadáver del político a sus familiares.

Previamente, el diario Novaya Gazeta Europe -citando varias fuentes- informó que el cuerpo del político se encontraba en el depósito de cadáveres del hospital clínico del distrito de Salekhard. En los tres días transcurridos desde la muerte de Navalny, su familia no ha podido verlo.

El Kremlin declaró el lunes que no participaba en el procedimiento de entrega de los restos de político. "No es una cuestión que nos concierna. Y no estamos implicados en este caso. No es una función de la administración presidencial", dijo el portavoz Dmitry Peskov.

Cuestionado sobre una reacción de Putin a la muerte de Navalny, Peskov expuso: "No tengo nada que añadir a lo que se ha dicho sobre este tema".

¿Qué se sabe del cuerpo?

Un empleado de la estación de ambulancias de Salekhard le dijo a Novaya Gazeta Europe que, según su información, Navalny presentaba moretones en el cuerpo hechos cuando aún estaba con vida, pero que estos no eran producto de golpes.

"Como trabajador de ambulancias con bastante experiencia, puedo decir que tales lesiones, tal y como las describen quienes las vieron, aparecen por convulsiones", señaló la fuente del medio ruso.

"La persona convulsiona, intentan sujetarla, y las convulsiones pueden ser muy fuertes, por eso aparecen los hematomas. También dijeron que tenía un hematoma en el pecho. Pero del tipo que aparece en relación con el masaje cardíaco indirecto".

"Es decir, intentaron reanimarlo y murió, muy probablemente, de un paro cardíaco. Pero por qué se produjo este paro, nadie dice nada todavía", escribió Novaya Gazeta Europe.

Según la publicación, hasta el 17 de febrero no se había realizado la autopsia.

"Probablemente por eso las autoridades rusas no pueden establecer aún la causa exacta de la muerte y no permiten a los familiares ver el cadáver", especulan los autores del artículo.

La autopsia es clave

Dos importantes especialistas extranjeros en cuidados intensivos entrevistados dijeron que era imposible hablar de la causa de la muerte de Navalny sin los datos de la autopsia.

"Solo una autopsia a tiempo puede arrojar luz sobre las causas de la muerte súbita: debería haberse llevado a cabo lo antes posible, al menos en el plazo de un día", dijo Konstantin Balonov, jefe de medicina perioperatoria del Departamento de Anestesiología y Reanimación del Centro Médico Tufts de Estados Unidos.

“Estas son las acciones habituales en caso de muerte súbita. No es necesario esperar a los resultados de la biopsia u otros estudios para realizar una autopsia”, continuó.

"Creo que si la causa de la muerte hubiera sido un tromboembolismo masivo, un síndrome coronario agudo, un infarto, etc., ya se habría hecho público en Rusia. A las autoridades les habría salido más rentable hacer la autopsia y entregar el cadáver y decir ‘Nosotros no tenemos nada que ver’. Una cosa tengo clara: si no se entrega el cuerpo, es que hay algo que ocultar".

Los hematomas en el pecho, sobre los que escribió el Novaya Gazeta-Europe, podrían ser el resultado de una reanimación cardiopulmonar.



El masaje cardíaco indirecto suele ser traumático. Incluso es posible que se rompan costillas. Pero si una persona no tiene pulso, es necesario realizarlo.

“El hecho de que se practicara dicha reanimación ya ha sido comunicado oficialmente. Tampoco se sabe con qué rapidez y profesionalidad se podría haber llevado a cabo en la cárcel en caso de parada cardíaca, si hay desfibriladores y demás”, opina Balonov.

En cuanto a las demás contusiones o hematomas, saber qué las causó, si fue por una caída de Navalny y, en caso afirmativo, cómo y por qué motivo, se puede especular hasta el infinito, dice el experto.

"Esto es especulación médica analfabeta, debemos esperar a la autopsia", comentó sobre la información del periódico acerca de los moratones en el cuerpo de Navalny.

Según Balonov, en una comparecencia ante el tribunal donde apareció Navalny hablado y bromeado el día anterior a su muerte, no parecía una persona con enfermedades graves: su estado, por lo que se puede juzgar del vídeo, era bueno.




Con un tromboembolismo, la gente rara vez muere, explica Balonov. Si provocó una parada cardiaca súbita, es poco probable que ocurriera de forma asintomática. En cualquier caso, debe tratarse de un coágulo masivo, que puede verse en la autopsia dos días después.

La muerte por insuficiencia coronaria aguda, según el médico, es más común, pero para hacer este diagnóstico debe realizarse una autopsia en las 24 horas siguientes.

Balonov considera que la probabilidad de ambas versiones del diagnóstico (tromboembolismo e insuficiencia coronaria aguda) es baja, y le cuesta creer en ellas: "Cuanto más se retrasa la autopsia del cadáver de Navalny, menos probable parece fuera natural la causa de su muerte".

Considera más alta la posibilidad de envenenamiento por una sustancia, como sufrió Navalny en 2020 con Novichok, aunque sin síntomas detallados es imposible saber cuál.

El agente nocivo, según el médico, persiste bastante tiempo en el cuerpo, sobre todo si la persona está muerta, pero a diferencia de 2020, ahora es poco probable que los familiares de Navalny puedan llevarse muestras para investigarlo o sacar el cuerpo de Navalny al extranjero.

"Dado que la autopsia no se realizó con rapidez y no se han establecido las causas naturales de la muerte súbita, no podemos descartar el impacto de causas externas: envenenamiento u otra cosa. Y cuanto más se retrasa la autopsia, menos posibilidades hay de confirmar inequívocamente el diagnóstico sobre la causa de la muerte", resume el médico.

4 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page